Recordando al abuelo

Buscando unos apuntes, lo encontré.  Intacto y sólo con un poco de polvo. Un libro de Historia de Chile que mi abuelo me regaló mucho antes de morir.  Nunca lo abrí, nunca lo quise y, simplemente, lo guardé. Es triste.  No recuerdo muchos momentos con él. Mi memoria es terrible y además no lo veía muy seguido. De sus regalos, podría tener tantos pero nunca los conservé. Aún recuerdo una navidad en que me regaló una vaca que cantaba y bailaba.  No sé la razón pero la odié. Y, desde la escalera, la lancé.  Era chica y malcriada.  No lo haría si pudiese volver a ese día.  Por respeto, cariño y porque me serviría para no olvidar.  Encontrarlo me hizo recordar la costumbre que él tenía de regalar libros. Quizás de ahí copié mi clásico regalo de cumpleaños; obviamente, un libro.  Al parecer influyó en mi vida más de lo que pensé.  Si no hubiese partido tan inesperadamente, si hubiésemos tenido más tiempo.  Me hacen falta esas visitas no programadas, los retos y la mala onda. Él era así y de esa forma lo quería. Hace tiempo no pensaba en mi abuelo y ahora me siento culpable por olvidar tan rápido. ¿Será un reto? De ser así, funcionó y lo tendré más presente en mi corazón.  Sin duda, nos faltó más tiempo.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s