Olor

Algún día sabrás que te hago pasar sólo para que impregnes tu olor en todas partes. Así, cuando te vas, sigo sintiendo una parte de ti junto a mí.
La otra noche te quedaste más tiempo del habitual y alcanzamos a dormir un rato.
Mi almohada aún tiene tu aroma, el cual cuidaré para que nunca se vaya.
Haría un perfume de ti. Así cuando temo olvidarte,
sólo bastarían unas gotitas para mantener todo
en orden.

Advertisements